Pequeños Músicos

Porqué deberías apoyar el desarrollo de su talento

¿Tener un solo hijo

¿Cómo asumir tu decisión

La Sociabilización en los niños

¿Cómo ayudar a mi hijo a ser sociable...

El Bullying

¿Qué hacer cuando un hijo es victima.

Postres Fáciles

Torta super fácil de yogurt

Mostrando entradas con la etiqueta alimentación infantil. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta alimentación infantil. Mostrar todas las entradas

12 de marzo de 2015

La Nutrición y las defensas de los niños


A las madres se les habla mucho sobre la importancia de las defensas, de la alimentación saludable y de los nutrientes; sin embargo, para muchas aún existen vacíos sobre lo que significan, la relación íntima que sostienen y sus beneficios para la salud.
Recientemente, el médico pediatra argentino Esteban Carmuega, quien ha sido consultor de la Organización Panamericana de la Salud y actualmente es coordinador del grupo de alimentos funcionales de la Sociedad Argentina de Nutrición, visitó a Colombia, invitado al reciente Simposio Nacional de Nutrición ‘Los primeros 1.000 días de vida’, donde la revista ABC del Bebé logró entrevistarlo para despejar dudas.

¿Qué son las defensas?

Primero hay que decir que las madres hablan de defensas, mientras que para los médicos se trata del sistema inmunológico, uno de los más complejos del cuerpo humano. Durante los últimos 30 años se ha demostrado que si se debilita, podemos ser víctimas de infecciones y patologías crónicas vinculadas con la salud del intestino, de la piel, alergias, asma, entre otras.

¿Qué conforma el sistema inmune?

Hemos aprendido que el sistema inmune no está formado solamente por una especie de glóbulos blancos, sino por numerosas variedades de glóbulos blancos que, a su vez, dialogan entre sí y con el medioambiente, básicamente a través de nuestras mucosas, es decir, en la boca y en todo el tracto gastrointestinal; en el oído, en el aparato respiratorio, y de ese diálogo surge un estado de defensa permanente contra las infecciones.


¿Cuándo se activan las defensas de los niños?

En el momento del nacimiento, con una doble tarea trascendental: reconocer qué es propio, es decir, qué forma parte de su cuerpo, y qué puede ser potencialmente dañino para él. Ese aprendizaje lo realiza a través del intestino. Por eso, antes se hablaba de la flora intestinal y hoy, de la microbioma, que es un conjunto de microorganismos diez veces más numerosos que todas las células de nuestro cuerpo y que colonizan el intestino al nacer.
De la salud del microbioma también depende nuestra salud. La naturaleza ha puesto en marcha una serie de mecanismos muy delicados para asegurar que ese microbioma nazca saludable, por eso la leche materna es tan importante.

¿Cómo se afecta el la flora intestinal?

El microbioma varía: los niños que nacieron por vía vaginal tienen una flora distinta de quienes lo hicieron por cesárea; los que recibieron leche materna, comparados con los que tomaron leche de fórmula, y entre ellos cambia también su microbioma según la fórmula y la concentración de sus azúcares (probióticos).
Así mismo, los niños que recibieron tratamientos con antibióticos ven modificada su flora. Se sabe hoy que el desarrollo temprano de la flora intestinal (microbioma), una vez que se establece, es relativamente constante para el resto de la vida. De esta manera, los bebés que han recibido leche materna mantienen una flora que contribuye a la maduración del sistema inmune, y es una de las razones que explican el porqué de la incidencia y frecuencia de alergias.

¿Cómo fortalece la lactancia el sistema inmune?

Existen microorganismos que durante el embarazo y la lactancia pasan del intestino a la leche de la madre para contribuir a la conformación del microbioma del bebé.
Además, la leche materna está conformada por azúcares que no se absorben, así que tiene prácticamente la mitad de estos como sustancias destinadas no a ser absorbidas, sino fermentadas en el intestino para el crecimiento y maduración de este microbioma, necesario para la maduración saludable de las defensas del niño.

Fortalezca su sistema inmune

Las madres pueden ayudar, como dice el doctor Esteban Carmuega, “dando al niño leche materna hasta los 6 meses, de forma exclusiva, y después de los 2 años es tarea y responsabilidad del pediatra acompañar a las familias en el aprendizaje de los primeros alimentos, incluyendo los siete grupos alimenticios necesarios para el desarrollo y crecimiento adecuado del pequeño. Resulta importante resaltar la actitud de la madre y el entorno en el que se brindan dichos alimentos.

Desde
El tiempo

21 de abril de 2014

El peligro de la obesidad en los hijos únicos

Si tienes un hijo único es muy importante que vigiles mejor que nunca su alimentación, debido a que recientes estudios afirman que la estructura familiar puede influenciar en la obesidad infantil, por ejemplo, el Center for Disease Control and Prevention, en Estados Unidos reveló que los niños de familias de madres solteras, así como los hijos únicos, tienen un riesgo mayor de presentar obesidad  recién a partir de los 7 años, que los niños que viven con dos padres, hermanos u otros integrantes.


Por otro lado, la investigación Nutricion and Diabetes realizado por la Universidad de Gothenburg, Suecia, demuestra que el sólo hecho de ser hijo único aumenta en 50% el riesgo de ser obeso.

¿Cuáles son los factores de riesgo principalmente para los hijos únicos?

1. Consentirlo demasiado.

Los hijos únicos se convierten desde su nacimiento, en el centro de la atención y  cuidados, pero el "amor desmedido" puede dañar su salud. 
Si tienes un hijo único, debes poner atención a cuantos dulces, comida chatarra, o postres recibe, pero no sólo de ti sino del resto de los integrantes de la familia como sus abuelos y tíos.

2. Hábitos alimenticios. 

La alimentación de un niño es fundamental para el resto de su vida, de ella pueden depender futuros padecimientos. Aunque lo ames demasiado, no debes permitir que intercambie alimentos sanos por golosinas, tampoco que se salte comidas por preferir jugar. Debes aprender a ponerle límites.


3. Falta de actividad física. 

Según el estudio de la Universidad de Gothenburg, los niños en general y sobre todo los hijos únicos pasan menor tiempo haciendo actividades al aire libre como andar en bicicleta o practicar algún deporte. En cambio, les gustan los videojuegos o mirar televisión durante muchas horas pues jugar solos, les aburre.

4. Depresión y ansiedad. 

Aquellos hijos únicos que pasan muchas horas del día en compañía de adultos, pueden presentar signos de depresión pues no comparten su mundo simbólico con personas de su edad y absorben fácilmente las tensiones del mundo adulto. Esto puede llevarlos a consumir alimentos por ansiedad y afectar su metabolismo.
 

* México es el segundo país en el continente con más niños con sobrepeso; uno de cada tres niños de entre 5 y 17 años tiene problemas de obesidad.

Mi consejo es que si eres padre o madre de un hijo único, vigiles sus rutinas de ejercicio y sociabilización, el juego y por supuesto una alimentación sana y adecuada, pues esto sería crucial en esta etapa en la que están creciendo.



12 de marzo de 2014

La quinua o quinoa: El super alimento para tu hijo

La quínoa o quinua es un alimento andino (Perú) de la familia de los cereales. Este producto tiene enormes cualidades nutricionales que favorece a todas las personas y en especial a bebes y niños.

La quínua es indispensable en la alimentación de tus hijos pues aporta al cuerpo nutrientes como:

-proteínas vegetales
-vitamina B
-calcio
-hierro
-fosforo
-potasio
-magnesio
-grasas buenas o insaturadas
-aminoácidos esenciales
-fibra
-hidratos de carbono


Beneficios de la quínua para bebes y niños:

-Este producto no contiene gluten por lo que es ideal para infantes celiacos

-Aporta gran cantidad de nutrientes

-Ayuda a prevenir el estreñimiento

-Favorece el crecimiento saludable de los pequeños

-Es fácil de digerir por lo que es ideal para los niños de poca edad

-Favorece el desarrollo de los huesos por su contenido de calcio

-Aumenta el rendimiento físico en niños deportistas

-También es recomendados para niños diabéticos e intolerantes a la lactosa
Hay papillas, barras cereales, harinas de quínua para elaborar otros productos o agregarlas a las comidas.

Se recomienda a los bebés desde los 7 o 8 meses, por ejemplo los bebes pueden consumir papillas de quínoa. No es recomendable en granos mas grandes porque no podrán masticarlo bien.

Es muy recomendable incluir desde pequeños en la dieta de nuestros niños la quínoa ya que es un superalimento.


La quínoa puede ser preparada de diversas maneras y aunque no es tan popular en muchos lugares se puede conseguir.


Hay muchas recetas en internet para prepararles a los niños la quínoa junto a frutas y verduras para que puedan aprovechar todos sus nutrientes. Aqui les dejo una. :)


Dulce de quinua
Ingredientes 
Aprox. 6 porciones:
  • ½ taza de quinua
  • ½ taza de azúcar
  • 1 litro de leche o 1 tarro de leche evaporada
  • 1 taza de agua
  • 1 cucharadita de vainilla
  • Clavo de olor
  • Canela en polvo
Preparación:
Antes de cocinar la quinua debemos lavarla varias veces, frotándola entre las manos, hasta que no le salga espuma, y se pone a cocinar con el agua en una olla mediana.
Una vez que esté cocida, se agrega la leche, el azúcar y el clavo de olor.
Se cocina a fuego lento moviendo de vez en cuando hasta que se espese, y cuando ya se empiece a ver el fondo de la olla se retira del fuego y se le echa la vainilla. 
Se vierte en un tazón grande o en tazas de postre, se le espolvorea encima la canela en polvo y listo a comer!. 
Riquísimo!

19 de agosto de 2013

Refrescos podrian aumentar la agresividad en la Infancia

Los niños de cinco años que beben refrescos todos los días podrían tener más problemas conductuales que los niños con dietas que no incluyen a los refrescos, sugiere un nuevo estudio de los niños de EE. UU. 
 
Tras observar a casi 3,000 familias urbanas, los investigadores hallaron que las puntuaciones de los niños de cinco años en una medida estándar de agresividad tendían a aumentar junto con su consumo de refrescos. Y los niños de kínder que bebían cuatro o más porciones al día eran particularmente agresivos, según los informes de sus madres. Tenían alrededor del doble de probabilidades que otros niños de pelear o de destruir propiedad, informan los investigadores en la edición del 16 de agosto de la revista Journal of Pediatrics. Y también presentaban más problemas de atención que los niños que no bebían refrescos.

Los expertos enfatizaron rápidamente que nada de esto prueba que los refrescos en sí tengan la culpa. "Se trata de una correlación. No afirmamos que los refrescos provoquen agresividad", apuntó la investigadora líder, Shakira Suglia, profesora asistente de epidemiología en la Facultad de Salud Pública Mailman de la Universidad de Columbia, en la ciudad de Nueva York.
Pero, añadió Suglia, ya hay motivos para evitar que los niños beban refrescos ricos en azúcar y con cafeína. "Los refrescos no tienen ningún valor nutricional para los niños", advirtió.

Una psicóloga infantil que no participó en la investigación se mostró de acuerdo.

Es "imposible aclarar" el efecto de una parte de la dieta de un niño sobre la agresividad, apuntó Rahil Briggs, directora de servicios pediátricos de salud conductual del Hospital Pediátrico Montefiore, en la ciudad de Nueva York.
"Aún así, la Academia Americana de Pediatría (American Academy of Pediatrics) ha planteado repetidamente la eliminación de los refrescos de las dietas de los niños [y] de las escuelas", añadió Briggs. "No limitar su ingesta, sino eliminarla totalmente". La academia es un destacado grupo de pediatras estadounidenses.

Briggs anotó que ese consejo se basa en evidencias que vinculan el consumo de refrescos en los niños con unos mayores riesgos de obesidad, caries y, posiblemente, problemas conductuales.

Algunas investigaciones anteriores han vinculado la ingesta de refrescos con una conducta agresiva en los niños mayores, apuntó Suglia. El nuevo estudio amplía esos hallazgos a los niños más pequeños.

Los resultados se basan en 2,929 parejas de madres e hijos en 20 ciudades de EE. UU., muchas de las cuales procedían de hogares de madres solteras con unos ingresos bajos. Las madres reportaron que a los cinco años de edad el 43 por ciento de los niños bebían refrescos por lo menos una vez al día, mientras que el 4 por ciento consumían cuatro o más al día.

En general, las puntuaciones de los niños en la escala de agresividad aumentaron junto con su ingesta de refrescos, halló el equipo de Suglia. Esas puntuaciones se basaron en las respuestas de las madres a un cuestionario estándar, que preguntaba con qué frecuencia los niños participaban en pleitos, destruían propiedad o se portaban mal de otra forma.
"Intentamos tomar en cuenta otras cosas que podrían afectar tanto la ingesta de refrescos como la conducta agresiva de los niños", apuntó Suglia.
Esto incluyó los niveles educativos de las madres, cualquier informe de abuso doméstico y con qué frecuencia los niños veían televisión y comían dulces. Al final, un consumo alto de refrescos (cuatro o más al día) siguió vinculándose con un mayor riesgo de conducta agresiva.

Sin embargo, los investigadores no pudieron tomar en cuenta todo lo que podría explicar el vínculo. "Todavía cabe la posibilidad de que alguna otra cosa sea la causa", dijo Suglia.

Tampoco está claro cómo beber refrescos afectaría directamente a la conducta de los niños pequeños. Suglia señaló que, en teoría, la cafeína o el azúcar podrían tener un rol, aunque los estudios científicos han puesto en duda la idea común de que el azúcar hace que los niños se vuelvan hiperactivos o agresivos.
"Una de las limitaciones de nuestro estudio es que no sabemos qué tipos de refrescos bebían los niños", apuntó Suglia. "No sabemos si eran regulares, de dieta o sin cafeína".
Pero a pesar de todas las preguntas, tanto Suglia como Briggs dijeron que los padres harían bien en desterrar las bebidas azucaradas.

El agua es una forma sin calorías para hidratarse, y la leche proporciona a los niños los nutrientes necesarios, como proteínas, el calcio y la vitamina D. Suglia anotó que se debe evitar incluso el jugo de fruta, si tiene azúcar añadido.
"Independientemente de que la investigación revele o no que este vínculo entre los refrescos y la agresividad es real, hay muchos efectos negativos bien documentados del consumo de refrescos en la niñez", advirtió Briggs.
"¿Por qué arriesgarse?", añadió.
 
Via
Foto:
www.revistacarrusel.cl 
  

28 de diciembre de 2012

Pastel de zanahoria y naranja

Si encuentras una receta de un postre riquísimo, fácil de preparar y nutritivo lo tomas obviamente y no lo puedes dejar pasar. La receta de ésta semana cumple con todo lo anterior y además te sirve para introducir frutas y verduras en la dieta de tus pequeños hijos. A muchos niños no les gusta la zanahoria así que sin duda esta puede ser una excelente opción para que no la dejen de consumir. 

Recuerda que la zanahoria es rica betacarotenos ideal para la vista y piel, además de vitamina A y muchas otras más que favorecerán una buena alimentación para nuestra familia. También este postre lleva naranja una fuente importante de vitamina C. Recomiendo encontrar un tiempo para preparar este rico pastel y disfrutarlo en familia. Saludos!!

Ingredientes:

125 gramos de mantequilla
125 gr. de azúcar moreno o rubia
2 huevos
2 cucharadas de miel 
250 gramos. de harina preparada (la que lleva levadura)
250 gramos de zanahoria rallada
1 cucharadita de levadura o polvo de hornear
1 cucharadita de canela molida

50 gramos de pasas 
1 naranja (Se usará la ralladura y el zumo)

Preparación:

1- Pre calentar el horno a 180ºC.

2- Mezcla en un bol o tazón grande la mantequilla con el azúcar hasta que la mezcla quede suave.

3- Añadir la miel y los huevos y continuar batiendo.

4- Agregar la harina, la levadura o polvo de hornear y la canela. Después la zanahoria rallada, la ralladura de la naranja, las pasas y 50 ml. del zumo de la naranja.

5- Enmantequillar un molde y enharinar. Echar la mezcla en el molde y llevar al horno a 180ºC durante una hora y media aproximadamente.

6- Cuando ya este listo dejar enfriar y decorar con azúcar glas o molida.
Opcional: Si deseas puedes añadir nueces u otros frutos secos.


Foto:
delacocinadeana.blogspot.com

29 de febrero de 2012

Crecimiento y desarrollo de mi hijo a los 6 años


Tengo que reconocer que me gustaría que mi hijo no siga creciendo, que me encantaría que fuera siempre mi bebé a quien aún siento en mis piernas para abrazarlo porque debido a mis operaciones no puedo hacer esfuerzos para cargarlo. Pero no, ya no es un bebé ni un niño chiquito. Ya tiene 6 años!! y se ha convertido en todo un niño grande como lo dice él mismo. Les muestro un poco su desarrollo.

6 de febrero de 2012

¿Se debe obligar a los niños a comer?


Un nuevo estudio ha llegado a la conclusión que ser autoritarios con los hijos a la hora de la comida, puede llegar a ser contraproducente para su salud, puesto que los niños pueden desarrollar alteraciones en su peso.

Esto lo señaló Julie Lumeng, autora principal del nuevo estudio quien indicó que cuando las madres eran excesivamente "mandonas" con sus hijos pequeños durante la comida, los niños solían tener sobrepeso a los 3 años.

"Es sabido que los niños pequeños se ponen difíciles con la comida y que los padres se preocupan de que no coman lo suficiente, según dijo la doctora Julie C. Lumeng, autora principal del nuevo estudio". 

Lumeng explica que los padres con estas acciones terminan "borrando" en sus hijos la capacidad de responder a "las señales de saciedad" que genera el organismo ya que es la forma que tiene el cerebro de decirnos que debemos dejar de comer.

23 de julio de 2011

Meriendas saludables para tu hijo

Los niños como mi hijo y el tuyo que están en pleno crecimiento necesitan tener una alimentación saludable y ellos mismos la requieren debido a toda la energía que gastan. Seguramente a media mañana y media tarde antes de su almuerzo y cena te piden algo que comer y es justamente sobre las meriendas de lo que queremos hablar.

Porque no por el hecho de ser una merienda o una comida ligera no debemos tener cuidado en lo que les presentamos para que coman, todo lo contrario hay que tener cuidado pues nuestra capacidad gastrica no es igual a la de un niño en edad pre-escolar, ellos tienen estómagos pequeños y grandes necesidades de energía. Por eso debemos darle algo ligero pero nutritivo a la vez. Aquí te presentamos algunos ejemplos de meriendas que podrías incluir en el refrigerio de tu hijo(a) por si ya no sabes a veces que darle.

7 de abril de 2011

LA COMIDA SALVADOREÑA

Cuando vivia en El Salvador tuve que adaptarme aparte del calor "tan rico" que hace, a su comida. La comida salvadoreña no tiene nada que ver con la comida peruana, por lo que se me hizo difícil acostumbrarme.  Sin embargo había una comida a la que me acostumbre rapidamente y pasó de gustarme un poquito a enviciarme con ella. Los Salvadoreños saben que estoy hablando de sus famosas "pupusas".

24 de febrero de 2011

ALTERNATIVAS A LA LECHE

Todos sabemos lo importante que es la leche en la alimentación de los niños. Cuando nacen es el alimento único e indispensable para su vida ya que les aporta el calcio necesario que les ayudará a formar huesos fuertes y sanos. Sin embargo a medida nuestros hijos crecen a algunos la leche les parece horrible y es imposible por más que les insistan que se la tomen. ¿Que pueden hacer?.

9 de febrero de 2011

LA DIETA ES CLAVE EN NIÑOS CON TDAH

Los niños con trastorno por déficit de atención con hiperactividad (TDAH) deberían consumir una dieta especial para ayudar a determinar si ciertos alimentos empeoran su condición, informaron el viernes científicos holandeses.

En un estudio sobre 100 niños con TDAH, uno de los desórdenes mentales infantiles más comunes, expertos de la Universidad de Radboud y del Centro de Investigación del TDAH en Holanda hallaron que una dieta restringida generaba importantes mejoras en los síntomas de algunos pacientes.

18 de enero de 2011

COMO ESTIMULAR EL APETITO DE LOS NIÑOS

Mi hijo no es de los niños que comen mucho, por el contrario es de los niños a los que hay que sentarse con ellos para que coman y porsupuesto es de los niños que no les gusta comer verduras. Con las frutas hemos mejorado, come casi todas menos las citricas a no ser en jugos que si los toma. Sin embargo hoy fue un día diferente.

26 de diciembre de 2010

CUIDADO CON LA OBESIDAD INFANTIL

¡Todo un logro!, es asi como muchos abuelos y todavía algunos padres consideran cuando uno de sus descendientes es gordito, mofletudo, rolludo y cachetón. Cuantas veces tú como padre o madre has escuchado "consejos bienintencionados" de los abuelos diciendote "Tienes que darle vitaminas a tu hijo,está muy flaco"; cuando segun la curva de crecimiento y desarrollo tu hijo está en la media normal o un poco arriba. Este es uno de los principales errores que cometen algunos padres o abuelos al creer que si su hijo está gordito, esto es sinónimo de salud y buen desarrollo, y como consecuencia el problema de la obesidad infantil.

22 de julio de 2010

COMIDA DIVERTIDA

Encontré un enlace a una divertida web donde los niños pueden aprender de forma divertida y original a hacer los más ricos sandwichs. Personalmente me ha gustado mucho. Hay niños que son muy difíciles para comer y esta puede ser una idea muy buena alternativa para motivarlos.
Puedes encontrar sandwichs de todas las formas que imagines, hay de jirafas, cocodrilos, ovejitas, flores, vacas etc. Los cuales puedes tomar como modelo para que tu misma los prepares en casa.

6 de mayo de 2010

UNA FRUTA MAS

Mi hijo es de los niños que come muy poco las frutas, yo se que son importantes en su alimentación y por tal motivo desde que me manifestó su rechazo se la he dado de otras maneras por ejemplo en jugos o extractos los cuales toma sin ningún problema. El problema es cuando se las presentas enteras, es ahí donde se niega a comerlas por más ricas que sean, no las prueba salvo excepciones como la banana o platano que le decimos aquí y las uvas que le encantan. Sin embargo ayer su papá consiguió que probara una fruta más.

11 de febrero de 2010

RECETAS PARA NIÑOS: BIZCOCHO DE YOGURT

Sencillisimo de preparar : El bizcocho de yogur es un postre muy rico y sano para tu hijo que incluso lo pueden comer los bebés a partir de los 10 meses. Es perfecto para la lonchera de los preescolares.

3 de enero de 2010

LONCHERAS NUTRITIVAS PARA TU HIJO(A)

A la mayoria de mamás preparar la lonchera escolar para nuestros hijos nos puede resultar una verdadera tarea  respecto a que mandar que a la vez les guste y a la vez les nutra. Y es que vigilar que una lonchera sea nutritiva y equilibrada es algo que no podemos dejar en el olvido o restarle importancia. ¿Porqué?.

Por varias razones:

* En primer lugar porque las actividades escolares, los deportes, los recreos demandan mucha energía de los niños.
* Porque muchos niños estan padeciendo obesidad por causa de malos habitos alimenticios que adquieren desde pequeñitos.
* Porque ayudan a tu hijo a mantenerse despierto en clases y a la vez saludables.

Por tal razón examinémonos como mamis y pensemos si las loncheras de nuestros hijos son adecuadas.

Nunca envies los siguientes alimentos:

- No a los Fiambres como embutidos tipo hotdog, salchichas, mortadelas ya que contienen mucha grasa y no alimentan.

- No a las salsas como mayonesa o alimentos muy condimentados que contribuyen a la descomposición de los alimentos.

- No a la Comida chatarra: No envies chocolates, caramelos, chupetines, papas fritas, etc que solo aportan gran cantidad de azúcar y grasas saturadas.

Ojo: No significa que esto nunca lo van a comer. Como saben solo ocasionalmente es posible consumirlos.

Ahora nos preguntamos entonces que les mandamos?. La lonchera ideal para tu hijo o hija es una fruta, un jugo y/o un sandwich. Debes recordar que en ningún momento la lonchera reemplaza a el desayuno que tomará en casa y que la cantidad de alimento que le pongas en la lonchera esta relacionada a la edad de tu hijo(a).
Recuerda que debes incluir todos los tipos de alimentos en sus loncheras como son:

Alimentos Energéticos: Que son los que le van a dar energía entre ellos tenemos a El Pan, las galletas, un bizcocho o algun dulce casero.

Alimentos Formadores: Son los que le aportan proteínas y le ayudan a crecer y a formar su organismo. Entre ellos tenemos : A la leche, los quesos, los huevos, el pollo y la carne de res.

Alimentos Reguladores: Son los que le aportarán  a tu hijo vitaminas, minerales y fibra estos alimentos se encuentran principalmente en las frutas tales como el plátano, la manzana y el durazno. Envialas con cáscara para evitar que se oxíden.

Y nunca olvides evitar la deshidratación, aparte de un jugo de frutas mandale siempre agua no hay nada mejor que el agua para volver a hidratarlo. Evita las bebidas gaseosas que favorecen la obesidad.

Ojala mi información les sirva un poquito ahora que nuestros peques han vuelto a clases.

Mi Hijo Único

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...